Ir al contenido

Sopa de pollo con patatas y espinacas

Una deliciosa receta casera con la mezcla perfecta de textura cremosa y con tropezones. Además, es una manera exquisita de aprovechar las sobras de pechuga de pollo.

Sopa de pollo con patatas y espinacas

Ingredientes

  • 240 ml de caldo de pollo
  • 1½ taza (360 ml) de leche de vaca o de anacardos
  • ½ taza (80 g) de cebolla mediana pelada
  • 3 patatas Russet medianas (415 g) asadas, partidas por la mitad y enfriadas, para dos preparaciones
  • ½ cucharadita de romero seco
  • 1 cucharada de espinacas frescas al vapor
  • 1 pechuga de pollo cocida (125 g) sin hueso ni piel
  • ½ cucharadita de sal kosher, opcional
  • ½ cucharadita de pimienta negra molida

Preparación

  1. Introduzca el caldo, la leche, la cebolla, dos patatas y el romero en el vaso de la Vitamix en el orden indicado y cierre bien la tapa.
  2. Encienda la batidora a mínima potencia y aumente la velocidad hasta llegar al máximo.
  3. Mezcle durante 6 minutos o hasta que salga mucho vapor a través del orificio de la tapa.
  4. Reduzca la velocidad a 3 y retire el tapón de la tapa.
  5. Añada las espinacas, la patata restante, el pollo, la sal y la pimienta a través de la abertura del tapón de la tapa.
  6. Triture durante 15 segundos más.

Notas del chef

Esta receta se puede duplicar fácilmente en el vaso de 2 litros si desea hacer más raciones para usar durante la semana. Si lo prefiere, se pueden saltear las cebollas antes de batirlas para un sabor más suave.

Su sesión ha caducado por inactividad y ya no está activa.

Vuelva a cargar la página