Ir al contenido

Pizza

Una base delgada y crujiente con tomate y queso, para añadir sus ingredientes favoritos o tomar tal cual.

pizza con albahaca y tomates en una tabla de cortar

Ingredientes

  • 240 ml de agua tibia (40˚C-46˚C) para dos preparaciones distintas
  • 2 cucharaditas de azúcar blanca
  • 1 cucharada de levadura activa seca
  • 310 g de harina común
  • ½ cucharadita de sal
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 cucharadas de harina integral de maíz
  • 40 g de queso parmesano rallado
  • 320 g de salsa para pizza
  • 140 g de queso mozarella rallado

Preparación

  1. Para preparar la masa, active la levadura mezclándola con el agua tibia y el azúcar. Revuelva lentamente para incorporar. Reserve durante 5 minutos.
  2. Introduzca la harina y la sal en el vaso para alimentos secos Vitamix en el orden indicado y cierre bien la tapa.
  3. Seleccione la velocidad 1.
  4. Encienda la batidora y aumente la velocidad poco a poco hasta 6.
  5. Procese hasta que los ingredientes se mezclen y se forme un agujero en el centro, aproximadamente 5 segundos.
  6. Detenga la batidora y retire el tapón de la tapa.
  7. Seleccione la velocidad 1.
  8. Encienda la batidora y aumente la velocidad poco a poco hasta 6.
  9. Agregue la mezcla de levadura y 1 cucharada de aceite de oliva a través de la abertura.
  10. Detenga la batidora y vuelva a colocar el tapón de la tapa.
  11. Ajuste la velocidad al máximo.
  12. Pulse lentamente el interruptor de encendido/apagado cuatro veces.
  13. Detenga la batidora y retire la tapa.
  14. Mientras deja reposar la masa, enharine el molde con la harina de maíz.
  15. Utilice una espátula húmeda de nailon para bajar la masa de los lados del vaso hacia el centro de la mezcla.
  16. Vuelva a colocar la tapa.
  17. Ajuste la velocidad al máximo.
  18. Pulse lentamente el interruptor de encendido/apagado cinco veces.
  19. Agregue un poco más de agua, 1 cucharada a la vez, solo si la masa está demasiado seca.
  20. Repita este proceso cuatro veces, bajando la masa de los lados del vaso hasta que se forme una mezcla suave y elástica.
  21. Para que sea más fácil sacar la masa del vaso, encienda y apague la batidora cinco veces (de este modo, la masa se alejará de las cuchillas) e invierta lentamente el vaso sobre una superficie de trabajo limpia y ligeramente enharinada.
  22. Cubra la masa con un trapo de cocina limpio y seco o con un cuenco invertido y deje reposar durante 15 minutos.
  23. Desinfle la masa con la parte baja de la palma de la mano, manteniéndola redonda.
  24. Con un rodillo, extienda la masa ligeramente desde el centro hacia afuera, pasando el rodillo con la misma fuerza en cada dirección, levantando y girando la masa 1/4 de vuelta después de cada pasada. La forma final debe medir aproximadamente 2,5 cm más que el molde.
  25. Acomode la masa elevando un poco el borde para que contenga el relleno.
  26. Barnice ligeramente la masa con 2 cucharadas de aceite de oliva y espolvoréela con queso parmesano.
  27. Cubra la masa con salsa para pizza, extendiéndola con una cuchara.
  28. Añada los ingredientes que prefiera y luego
  29. distribuya el queso mozarela uniformemente.
  30. Hornee en la rejilla inferior del horno precalentado a 220°C durante 15-18 minutos hasta que la masa esté ligeramente dorada y el queso burbujee.
  31. Retire del horno, deje reposar 5 minutos para que el queso se asiente y luego corte en porciones.

Su sesión ha caducado por inactividad y ya no está activa.

Vuelva a cargar la página