Ir al contenido

Pizza

Una base delgada y crujiente con tomate y queso, para añadir sus ingredientes favoritos o tomar tal cual.

pizza con albahaca y tomates en una tabla de cortar

Ingredientes

  • 1 masa de pizza fina mediana
  • 2 cucharadas (15 g) de harina de maíz para espolvorear en la sartén para pizzas
  • 30 ml (2 cucharadas) de aceite de oliva extra virgen (opcional)
  • 40 g de queso parmesano rallado
  • 320 g de salsa para pizza
  • 140 g de queso mozarella rallado

Preparación

  1. Precaliente el horno a 220°C.
  2. Con un rodillo, extienda la masa ligeramente desde el centro hacia afuera, pasando el rodillo con la misma fuerza en cada dirección, levantando y girando la masa 1/4 de vuelta después de cada pasada. La forma final debe medir aproximadamente 2,5 cm más que el molde.
  3. Acomode la masa elevando un poco el borde para que contenga el relleno.
  4. Barnice ligeramente la masa con el aceite de oliva y espolvoréela con queso parmesano.
  5. Cubra la masa con salsa para pizza, extendiéndola con una cuchara.
  6. Añada los ingredientes que prefiera y luego espolvoree la mozzarella de forma homogénea.
  7. Hornee en la rejilla inferior del horno precalentado a 220°C durante 15-18 minutos hasta que la masa esté ligeramente dorada y el queso burbujee.
  8. Retire del horno, deje reposar 5 minutos para que el queso se asiente y luego corte en porciones.

Su sesión ha caducado por inactividad y ya no está activa.

Vuelva a cargar la página